LOCALIZADOR DE TIENDA

MI CUENTA

Encontrar la almohada adecuada puede ser tan desafiante como encontrar a tu media naranja, porque de ahora en adelante vas a compartir todas las noches con ella, va a ser quien te apoye a soñar y al disfrutar al máximo tu descanso o la que convertirá tus noches en una pesadilla.

Porque para lograr un descanso reparador, es necesario que tanto la cabeza, el cuello y la columna vertebral, estén totalmente aliniadas y eso se consigue gracias a la combinación perfecta de un colchón confortable y una buena almohada.

A la hora de elegir tu almohada debes tener en cuenta tres puntos, firmeza, posición en la que duermes y la altura. Piénsalo como las caracteristicas clave que te harían determinar que cierta persona es la pareja perfecta para ti, pero en este caso es para descubrir a quien complemente tu descanso.

Entonces revisemos una por una, para resaltar su importancia.

Firmeza, de la almohada y de tu colchón, al igual que los colchones las almohadas manejan tres tipos de firmeza: rigída o firme, media y suave, esta firmeza la da el material del que esté hecha y debes elegir teniendo en cuenta la firmeza de tu colchón, la de tu almohada actual y el porqué la vas a cambiar; si es muy dura o muy suave, busca la firmeza siguiente, pero en caso de que sea porque ya cumplió su vida útil te consejamos que busques una almohada de la misma firmeza, de lo contrario puede representar un cambio brusco a tu descanso, que en vez de ayudarte, empeorará tus noches y te traerá molestos dolores.

 En cuanto a la firmeza de tu colchón, si tienes un colchón rígido la recomendación es tener una almohada suave o media para que cuide la alineación de la columna y le brinde el soporte que necesite tu cuello y espalda. Si el colchón es de firmeza media o suave, se aconseja una almohada media o firme, dependiendo más del gusto de la persona y la posición en la que duerme.

Con base a lo anterior, el segundo concepto es la posición en la que duermes, si te acuestas de lado, boca arriba o boca abajo, vas a necesitar diferentes firmezas, alturas y materiales en tu almohada, porque debes considerar que esta siempre deje alineada tu columna y así evitar molestos dolores.

Por último, la altura, si es una almohada demasiado alta o baja puede afectar nuestro cuello generando dolores. Para determinar cuál es la altura adecuada la recomendación es medir la distancia que existe desde la punta de nuestro hombro hasta nuestra oreja y así la identificaremos.

¿Y cómo se complementa todo? Imagina que eres una persona que duerme boca abajo y elijes una almohada muy alta y firme, esto puede poner tu cuello y espalda en una posición incomoda, donde se arquea tu columna y puede lastimar tu espalda baja. Ves cómo cada una de las caracteristicas (posición, firmeza y altura) suman la misma importancia para elegir tu almohada.

Al final la recomendación es evaluar estos tres puntos y combinarlos correctamente para encontrar la almohada perfecta. Pero, si después de leer esta información sigues indeciso, en Spring te podemos ayudar, ingresa a nuestra experiencia online en la que podrás descubrir tu almohada ideal con solo responder unas sencillas preguntas y desde nuestro expertis te aconsejaremos en todo momento.

“Encuentra tu almohada ideal aquí” 

VER NUESTROS WEBINARS

Tema

link

Cerebro, sueño y cambio

Respirar para descansar

La Neurociencia del Descanso: Ejercicio vs. COVID

Alimentación para un buen descanso

¿Tu habitación no te deja dormir?

Color y cerebro

SOBRE EL SITIO

Esta página es propiedad de Industrias Spring S.A.S, con NIT. 860000794-1, las ventas de los productos es responsabilidad de Industrias Spring S.A.S, con NIT. 860000794-1.

CONTACTO

ENCUENTRA NUESTRAS
TIENDAS

Medios de pago

Sitio seguro

Todos los derechos reservados Spring 2021 Empowered by